dibujo-de-una-calculadora-u-un-lapiz-en-fondo-naranja

Consejos para ahorrar en la economía familiar

¿Te estás dando cuenta de que en tu casa se gasta más dinero del que ingresa y quieres replantear la economía de tu familia? En momentos de crisis es cuando comenzamos a darnos cuenta de que posiblemente no estemos administrando de manera correcta los ingresos que tiene nuestra familia.

¿Qué puedes hacer para una mejor economía en la familia?

La economía familiar es tan importante que en algunos momentos en los que los vientos no son favorables, necesitaremos ajustar y retocar ciertos presupuestos con los que nos manejamos.

En este artículo te daremos los mejores consejos para que organices de una manera más efectiva el dinero de la familia, mediante diferentes estrategias para el ahorro.

Así como si fuese una empresa o como si estuviéramos dirigiendo los destinos de un país, la economía familiar requiere de una organización particular, y que tiene como finalidad una mayor solvencia y equilibro económico para todos los integrantes de esa familia.

Si esta organización no se lleva a cabo, seguramente tendremos inconvenientes que significarán un gasto excesivo de dinero, y por lo tanto menos riquezas para nosotros. A continuación te daremos algunos consejos de lo que puedes hacer para que haya una buena salud económica en tu familia:

Define un presupuesto

  • Una buena organización de la economía familiar seguramente comenzará con la definición del presupuesto con el que se cuenta para utilizar en todos los gastos cotidianos, y de otras acciones que lleva a cabo la familia.
  • Puedes realizar presupuestos en distintos plazos. Podrías hacerlo de manera anual, pero siempre lo más recomendable es realizar un presupuesto mensual, en el que se tomen en cuenta el total de ingresos económicos que tiene la familia y se delimite cuánto de ese dinero se destina a los gastos de la vida y cuánto se intentará ahorrar.
  • En ese presupuesto con el que tú y tu familia viviréis durante el mes, se deberá incluir gastos fijos, como pueden ser alquileres, escuela de los niños y cualquier otra actividad que algún familiar lleve a cabo.
  • Si quieres llegar a un mayor nivel de organización con respecto al presupuesto, te aconsejamos utilizar la hoja de cálculos, con la que solamente deberás marcar cada actividad y sus gastos, para que esta haga las cuentas de manera fluida y mucho más fácil.
  • Con el conocimiento de todos los movimientos económicos de la familia, será mucho más fácil delimitar cuáles son los puntos débiles, en los que la familia está gastando de más, y solucionarlo.

Buscar ofertas

  • Existen muchos aspectos que pueden hacer que nuestra economía familiar no se encuentre lo suficientemente equilibrada, y uno de los más importantes es que puede que no busquemos de manera acertada aquellos comercios con productos de nuestra necesidad, y a mejores precios.
  • Muchas veces esto es una mera cuestión de comodidad, pues preferimos comprar en lugares que son cercanos, antes que en aquellos que a lo mejor nos cuesta más llegar, pero donde tienes precios mucho más baratos.
  • Recorriendo de manera más exhaustiva los diferentes comercios, encontrarás ofertas en productos que podrás aprovechar para reducir el volumen de tus gastos. También podrías preguntarle a algún familiar o amigo si conoce algún lugar donde vendan los productos que necesitas a mejor precio.
  • Todo esto, además de generarte cierto ahorro, te ofrecerá una gran satisfacción cuando consigas eso que compras siempre mucho más barato.

Intenta resistirte a la compra online

  • En los tiempos que nos toca vivir en la actualidad es muy probable que frente al primer síntoma de aburrimiento, ingresemos a aquellos sitios de compras electrónicas, donde comenzaremos a comprar compulsivamente productos, alguno de los cuales podemos llegar a necesitar, pero en su mayoría comprarás cosas que no necesitabas a un precio que significará un gasto innecesario.
  • Resistir la tentación de obtener productos de los que estamos solamente a un clic de distancia, es realmente uno de los problemas a afrontar para mejorar nuestra economía.

Compra productos duraderos y sostenibles

  • En todo lo que tiene que ver con los productos de electrónica o electrodomésticos, siempre pensamos en las ofertas que aparecen, para comprar productos a menor precio posible.
  • Pero suele suceder que estos no suelen ser duraderos, por lo que terminan siendo una mala decisión de compra.
  • En el mercado existen productos que pueden significarte una inversión inicial un tanto mayor que aquellos que se encuentran en oferta, pero que tienen muchas prestaciones que a final, te harán ahorrar mucho dinero.
  • El primer aspecto a tomar en cuenta es el de su duración. Si un electrodoméstico nos resulta más caro al comprarlo, pero dura el doble de tiempo que uno de menor calidad, esto terminará siendo un beneficio económico para nosotros.
  • De la misma manera, existen otros productos en el mercado a los que se caracteriza como ecológico, los cuales significan un ahorro en el gasto de energía, al mismo tiempo que contribuyen al medio ambiente.
  • En lo que tiene que ver con el resto de tu hogar, cuanto mejor calidad tengamos en los cerramientos de puertas y ventanas, menor transferencia térmica habrá, por lo que necesitaremos menos calefacción o aire acondicionado, que gastan energía.

Con estos consejos la economía de tu familia mejorará considerablemente y tendrán ese ahorro para disfrutar o para momentos difíciles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *